Motos en Colombia | La mejor revista de motos | Bimotos

Moto Guzzi V7 Racer

Moto Guzzi V7 Racer

El mundo de la moto ofrece una amplia variedad de estilos y segmentos. Muchos de ellos semejantes entre sí y con múltiples opciones. Pero para el usuario que busca un estilo de vida, las principales marcas ofrecen vehículos con personalidad, que más que motos, son obras de arte sobre ruedas. 

La mítica marca italiana Moto Guzzi, perteneciente al grupo Piaggio, presenta la V7 Racer, una de sus motos con más estilo, pues combina líneas neo retro con tecnología de punta y el clásico motor en V a 90°.

Moto Guzzi V7 Racer

La Moto Guzzi V7 Racer es una de las variantes V7, que se destaca de las demás de la serie por la decoración en cromo y negro con chasis y detalles en color rojo, con el número 7 en los flancos del colín y la cúpula. Es una moto digna de una galería, de aquellas que quisiéramos tener exhibida en el centro de la sala para admirar y sacar de vez en cuando para llamar la atención. 

Inspirada en las motos de la década del 60, Moto Guzzi ha logrado, en mi opinión, la mejor cafe racer moderna del mercado. Un derroche de estilo con detalles impecables desde todos los ángulos, pero a la vez completamente funcional y divertida gracias a su motor y la geometría de inclinación que permite tomar curvas sin temor a ningún roce con el suelo.

Se destaca a primera vista el depósito cromado, que hace las veces de espejo y te permite arreglar el peinado antes de recojer a tu chica. Detrás está el asiento en piel de color café en dos tonos con costuras rojas que contrasta con el colín desmontable. El chasis de color rojo complementa la estética junto con los escapes cromados a ambos lados de la moto y una farola redonda enmarcada por una diminuta cúpula negra con el número 7. El cuadro de instrumentos está conformado por dos esferas análogas con pequeñas pantallas digitales y los testigos en la parte central superior. Otro detalle que no puedo dejar de mencionar es el aplique en cuero café que rompe a lo largo con la monotonía del cromo del depósito y se ancla a la tapa de llenado de combustible.

Motor  de la V7 Racer es el motor bicilíndrico en V a 90° de 744 cc

MOTOR
El corazón de la V7 Racer es el motor bicilíndrico en V a 90° de 744 cc dispuesto horizontalmente, dejando ver cada cilindro a lado y lado de la moto como una característica estética particular. Es alimentado por inyección electrónica y refrigerado por aire, capaz de producir 48 CV a 6.200 rpm con un par motor 60 Nm a 6200 vueltas por minuto. No es una alta potencia como podría esperarse por la cilindrada, pero no significa que no sea capaz de divertirnos.

EN MARCHA
Al ralentí la V7 Racer produce un sonido ronco y de baja tonalidad, se siente ligeramente el movimiento de los cilindros al accionar el aranque. La posición de manejo es típica de una cafe racer, posapies altos y atrasados y manillar adelantado y bajo sin ser radical como para pasar factura en cualquier recorrido. El accionamiento del embrague es algo duro mientras la caja de cambios es precisa, suave y sin el "clack" característico de otras motos de mediana y alta cilindrada al engranar la primera marcha. La aceleración es contundente pese a las limitaciones de potencia de la ficha técnica, en ciudad es agradable y suficiente para marcar el ritmo al cambio de cada semáforo. El radio de giro limitado reduce la posibilidad de transitar en medio de otros vehículos sin acusar torpeza a baja velocidad y la escasa altura del asiento facilita las maniobras en parado y el acceso hombres y mujeres de cualquier talla.

En carretera de echa de menos un poco más de potencia sobre todo en rectas rápidas y ascensos pronunciados donde es necesario llevar a fondo el acelerador, no obstante, para una salida en grupo y gracias a la equilibrada parte ciclo que permite ir al límite en zona de curvas, los demás deben ser buenos pilotos o solo verán la rueda trasera de nuestra V7 Racer. El chasis y las suspensiones otorgan suficiente rigidez al conjunto sobre todo a alta velocidad, permitiendo trazar cada curva con firmeza gracias también a la confianza que otorgan los neumáticos Pirelli Sport Demon que monta de serie. El freno delantero es firmado por Brembo y su desempeño es algo justo. Atrás monta dos amortiguadores Bitubo a gas con regulación en precarga de fácil ajuste.

La V7 Racer de Moto Guzzi es una moto que enamora, de cuidado diseño, acabados impecables y mecánica de primer nivel, que pese a su aspecto de obra de arte es capaz de satisfacer a pilotos de cualquier nivel.

[GALERÍA][GALERÍA]

Back to top